HOMEOPATÍA

¿EN QUÉ CONSISTE?

La homeopatía es una rama de la medicina que actúa clínicamente con la ley de la similitud, utilizando medicamentos en dosis o diluciones infinitesimales, es decir las mismas sustancias que provocan la enfermedad, pueden curar al ser administradas en dosis muy diluidas, la homeopatía está basada en el uso de sustancias naturales que pueden ser de origen animal, vegetal y mineral.

Los homeópatas elaboran los tratamientos consultando libros de referencia que se conocen como repertorios, donde, para la elaboración de un remedio homeopático se consideran factores como el conjunto de los síntomas de cada paciente, el estado físico y psicológico del mismo o su historia médica y de vida.

¿CÓMO FUNCIONA?

La homeopatía funciona según la ley de la similitud es decir lo semejante se cura con lo semejante, cualquier sustancia es capaz de generar enfermedad pero así mismo esta sustancia tiene la propiedad de curarla.

RESULTADOS Y BENEFICIOS:

Individualiza al paciente, generalmente no genera efectos secundarios, no tiene contraindicaciones, puede ser utilizada en niños de forma segura, es útil en cualquier enfermedad hasta lograr en muchas ocasiones su curación. La homeopatía es de las pocas terapias que maneja las emociones, logra mejorar la ansiedad, las sobrecargas, el estrés agudo y crónico y la depresión.